Lo Ultimo | Pilar Rubio | Rubio | García

Pilar Rubio no deja de sorprender en "El Hormiguero"

La presentadora española, Pilar Rubio, fue la sensación, esta vez, por un vestido que llamó la atención de todos.

Pilar Rubio sigue teniendo participaciones especiales y bastante comentadas en “El Hormiguero” tras volver de su embarazo.

Hace unas semanas la presentadora española accionó una ballesta e impresionó a todos al demostrar que tiene una gran puntería, y luego se montó en una excavadora para completar un reto impresionante.

Pilar Rubio 2.jpg

Pero el pasado miércoles algo cambió y la esposa de Sergio Ramos llamó la atención por otra cosa: su vestuario. Ante la mirada atónita de Pablo Motos, este le dijo: "Te pones lo primero que coges, pero cualquier cosa te sienta bien".

Luego de hacer las tradicionales entrevistas del día, en este caso a los invitados, Roberto Álamo, Raúl Arévalo y Álex García, la colaboradora enseñó un poco de las nuevas tendencias en la moda.

Pilar Rubio 3.jpg

Rubio apareció con un vestido rosa. Entonces, el presentador afirmó: "Pareces una tarta. Si te digo la verdad, no te sienta mal, pero el traje en sí es una gilipollez". Pero la mujer de Sergio Ramos discrepó: "A mí me gusta mucho y tiene muchos secretos".

"¿Sabes lo que tiene este traje? Un tontillo - nombre que se le da al armazón interior para ahuecar las faldas-, y es que se lleva el maximalismo, todo excesivo y a lo grande", explicó la colaboradora.

Pilar Rubio.jpg

Además, destacó que el diseñador Moschino lo ha utilizado en varios de sus desfiles, "pero se inspiró en el vestuario de María Antonieta".

Rubio también mostró como convertir un bolso en riñonera y dio paso a unos curiosos adornos para chaquetas. "El maximalismo también se lleva en hombre y Louis Vuitton ha sacado unas chaquetas con peluches", señaló la colaboradora, y le entregó una a Motos, que afirmó que "esa lleva mi nombre", Arévalo, García y Álamo para que se pusieran a desfilar.

Pilar Rubio.jpg

Tanto les gustó que sus chaquetas llevaran muñecos, que antes de que se fuera Rubio, Arévalo reconoció que "a mí me ha gustado", mientras que García admitió que "yo, me la llevaba".