Lo Ultimo | Cristina Pedroche | David Muñoz | pareja

Problemas económicos hacen tambalear el matrimonio de Cristina Pedroche y David Muñoz

David Muñoz y Cristina Pedroche no están teniendo suerte a nivel laboral, especialmente el chef madrileño, que ve cómo dos de sus restaurantes están cerrados.

La pareja formada por David Muñoz y Cristina Pedroche atraviesa una grave situación económica. Especialmente el famoso chef que ha visto como este 2020, como le ocurre también a mucha gente, será un año para olvidar.

Entre otras cosas porque las tensiones y los nervios provocados por todo lo que le está ocurriendo a nivel laboral está empezando también a gestar conflictos con su esposa, Cristina Pedroche.

Cristina Pedroche y David Muñoz 2.jpg

Pese a que son una pareja luchadora y que siempre ha demostrado tener mucho carácter y empuje, la difícil situación por la que atraviesa ahora David Muñoz y sus restaurantes no está provocando otra cosa que discusiones y tensión entre ellos. Lógicamente, el hecho de tener pérdidas millonarias no es algo fácil de gestionar.

Y es que por mucho que sigan tan enamorados como el primer día, la situación no está fácil para ellos. Cristina Pedroche y David Muñoz ya no son una pareja triunfadora. Hace años, él podía presumir de ser uno de los chefs mejor valorados del mundo e incluso contar con un programa propio en televisión.

Cristina Pedroche y David Muñoz.jpg

Cristina Pedroche ha ido poco a poco menguando sus apariciones en la pequeña pantalla hasta ser ahora una colaboradora de Zapeando y, eso sí, la estrella de las campanadas. El lío que tiene David Muñoz con sus restaurantes no es menor.

Y es que, a los graves problemas que está teniendo en StreetXo Londres, un restaurante que ha dividido a la crítica y que no está funcionando como el madrileño esperaba, se debe unir ahora el incendio en DiverXo que ha provocado que el mejor local de David Muñoz tenga que estar cerrado durante un buen tiempo, con las pérdidas que eso implica.

Los dos están dejando claro en sus redes sociales que volverán más fuertes que nunca, pero ojo porque este tipo de situaciones laborales y económicas están pasando ya factura a la pareja.